El doblaje para que esté bien no se tiene que notar. Esa es la principal máxima de Ana María Simón Rius, actriz de 71 años recién cumplidos, adaptadora y directora de doblaje de series tan emblemáticas como Los Soprano o Los Simpson. Gracias a su trabajo en el día a día de los personajes de Springfield, la intérprete acaba de recibir por segundo año consecutivo el galardón que otorga los premios ATRAE, que reconoce a los mejores trabajos de traducción y adaptación audiovisual del panorama español en el último año. 

Podéis leer aquí el resto del artículo (EL PAÍS, 04/07/2014)