17. 11. 2007 Este fin de semana los directores de doblaje pertenecientes a la asociación ADOMA, se reunieron en el despacho de nuestros abogados para firmar una declaración de intenciones, que significa un paso más en el propósito de normalización profesional y transparencia que nuestra asociación tiene como claro objetivo.

Madrid, diecisiete de Noviembre de 2007
Después de muchos años en los que el sector del Doblaje ha vivido momentos convulsos, y  en los que la profesión en general ha sentido cómo se han venido deteriorando las condiciones tanto laborales como económicas, La Asociación ADOMA ha tomado la iniciativa de promover conversaciones con la parte empresarial para intentar revertir la situación y entrar en una fase de diálogo y posibles acuerdos que lleven, en un corto espacio de tiempo, a la firma de un Convenio Colectivo que suponga un nuevo marco laboral en el que todos confiemos más, y a un diálogo extenso y abierto que analice los problemas de esta profesión, para que puedan ser afrontados conjuntamente.

No nos es ajeno el hecho de que una de las mayores dificultades con las que nos hemos encontrado históricamente ha sido que, en demasiadas ocasiones, las partes firmantes han incumplido aspectos de los distintos Convenios, provocando nefastas consecuencias que han permitido abonar el terreno para aquellos que han lanzado nuestro sector a una especie de mercado persa.

ADOMA, aunque joven, es una Asociación compuesta por profesionales que conocen su entorno laboral, y pretende, en un esfuerzo quizá idealista pero lleno de entusiasmo, cambiar esta situación y darle mayor voz a todo lo que suponga la recuperación del respeto y la dignidad de nuestra profesión.

Somos conscientes de que la figura de “EL DIRECTOR DE DOBLAJE” es de vital importancia, tanto por lo que supone de “correa de transmisión” entre empresas y actores, como por el hecho de que somos los que tenemos en nuestra mano, de alguna manera, la capacidad de reparto del trabajo artístico. Por todo ello, y teniendo en cuenta que siempre ha planeado sobre nosotros la sombra de la duda en cuanto al – anteriormente citado – respeto por los acuerdos laborales plasmados en los distintos Convenios, queremos manifestar nuestra adhesión y apoyo a los representantes de LA ASOCIACIÓN ADOMA, y a los trabajos que vienen realizando y se dispondrán a realizar próximamente para conseguir una mejora en las condiciones laborales y artísticas de toda la profesión, así como para lograr un mayor control del cumplimiento de las mismas, apoyando la creación de las herramientas necesarias para ello.

Así mismo, damos fe de que respetamos y respetaremos, sin ningún género de duda, los parámetros económicos de Dirección y Ajuste de Doblaje, contemplados en el Convenio Colectivo, que son la necesaria referencia que nos hemos dado para evitar la competencia desleal y el mercadeo.   Éste es y tiene que ser uno de los compromisos más importantes para todos nosotros. En el respeto a los mínimos establecidos, todos estamos defendiendo la igualdad de oportunidades. Porque los criterios artísticos y profesionales, Y NO OTROS, son los que deben prevalecer para realizar la labor de DIRECTOR DE DOBLAJE.
Los DIRECTORES PERTENECIENTES A LA ASOCIACIÓN ADOMA, también queremos con esta declaración y con nuestra actitud, reforzar la idea de que vale la pena intentar cambiar todo aquello que tanto daño nos ha hecho, y en ese espíritu, os animamos a fortalecer con vuestro apoyo, esta labor tan compleja.

Este documento fue firmado por todos los directores pertenecientes a la asociación en la fecha del encabezado.
Si eres director y no perteneces a ADOMA pero quieres sumarte a esta declaración de intenciones, sólo tienes que comunicárselo a cualquier miembro de la junta directiva o llamar al teléfono de ADOMA (671081083) y te haremos llegar el documento.